domingo, 28 de febrero de 2010

Dime, que hago yo.

Entraste como un rayo de luz, como un aire encantado.

Liberaste con tu hechizo a mi recluso corazón. Tu dulcura corrió por mis venas creía en tu intención no pensé que fuese un engaño ni una mentira tu amor.

Me dices que te está llamando te vas sin un adiós. Sé muy bien que harás en sus brazos, dime que hago yo.

Que hago con mis labios si me ruegan tus besos, que hago con mis manos cuando suplican tu regreso. Que hago con mis noches, que hago con mis días, que hago con tu esencia que se aferra a la mía.

Hablamos solo cuando puedes, te abrazo al esconder. Que no haría para tenerte a mi lado al amanecer.

Mis amigos dicen que te olvide que antes de ti no era igual,antes de ti mi vida no tenia tenia sentido.Antes de ti no sabía amar.

Que hago con mis labios si me ruegan tus besos, que hago con mis manos cuando suplican tu regreso. Que hago con mis noches, que hago con mis días que hago con tu esencia que se aferra a la mía.(8)

Has ash- Qué hago yo


No me digas que haces o que dejas de hacer con ella, no me digas como la besas o como la abrazas o como te ríes de ella, no me digas como la miras o como la observas, no me digas como la entristeces ni como la alegras. No me hace falta, no me hace falta que me lo digas, ya lo sé. Puede que no la quieras, y que no duréis demasiado, puede que cuando cortéis me llames, puede que yo ya no esté allí. ¿Puede? Puede que no duréis eso si puede ser, pero ¿qué no esté allí? eso no es probable, eso es indudablemente imposible. Eres mi eterna cocaína.Lo que tu te lías todos los fines de semana, es la misma cantidad que necesito yo de ti.¿Qué pasa cuando no riegas una planta? ya ni si quiera hablo de abono, solo hablo de agua, algo fácil de consegir.Se debilita, va muriendo, lentamente, hasta que las hojas se le van cayendo, el tronco se va torciendo y va cogiendo un color feo, triste. Supongamos que yo soy una planta, vale no se me caen ni las hojas, ni se me tuerce el tronco ni cambio de color, pero sin tus besos, sin tu risa, sin tus caricias, esas que hacen que los pelos se me pongan de punta, sin todo eso es como si fuese muriendo, como si a un pájaro le quitas las alas, puede vivir, pero no puede volar, no es feliz. Devuélveme mis alas, vuela a mi lado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Pompas de jabón

Seguidores